logo cabecera

Mi área

Elige tipo de usuario

Iris Global Corporativo Blog 🌳 Responsabilidad medioambiental: cómo afecta a mi empresa

🌳 Responsabilidad medioambiental: cómo afecta a mi empresa

responsabilidad medioambiental empresas

Conocer qué es la responsabilidad medioambiental para las empresas es fundamental a la hora de mejorar la sostenibilidad de tu negocio y cumplir con algunos compromisos comunes para cuidar el entorno. Por eso, existe la Ley de Responsabilidad Medioambiental para garantizar el cumplimiento de estos objetivos por parte de las empresas.

¿Qué es la responsabilidad medioambiental para las empresas?

 

La responsabilidad medioambiental es un conjunto de compromisos que las empresas deben llevar a cabo para proteger el medioambiente desde su actividad y en la medida de sus posibilidades. Esto obedece al criterio de sostenibilidad que el sector empresarial está implementando cada vez más en sus cadenas de producción.

En base a la Ley 26/2007 de Responsabilidad Medioambiental, las empresas tienen regulada su actuación para asegurar la prevención y reparación de daños al ecosistema.

Esta ley es de cumplimiento específico de cualquier empresa, pyme o persona física, jurídica o pública que lleve a cabo cualquier actividad económica profesional que pueda provocar daños al medioambiente.

Es competencia del Ministerio para la Transición Ecológica, que se basa en los preceptos de esta ley para exigir la obligatoriedad de cumplimiento en los compromisos sostenibles recogidos en este documento legal.

¿En qué consiste la Ley de Responsabilidad Medioambiental? Objetivos

 

Las empresas, en base a su responsabilidad medioambiental, deben velar por la protección de los siguientes puntos:

  • El suelo
  • Especies de fauna y flora silvestres, así como el conjunto de su hábitat natural
  • Las aguas
  • Orillas de los ríos y el mar
 

En caso de que una empresa incumpla con cualquiera de sus obligaciones relativas a la Ley de Responsabilidad Medioambiental podría sufrir una sanción económica que oscila entre los 10.000€ y los dos millones de euros, en función de la gravedad.

Aunque la ley obliga a velar porque no se produzca ningún tipo de daño al medioambiente, en caso de que se produzca por algún error, la empresa está obligada a comunicarlo inmediatamente a las autoridades para evitar que se propague y solucionar el problema.

Aun así, la empresa está también obligada a asumir los costes de reparación de los daños, por lo que es crucial un correcto cumplimiento de la Ley de Responsabilidad Medioambiental para que las empresas no sufran costes económicos mucho mayores.

Por tanto, la responsabilidad medioambiental para empresas tiene el objetivo de cumplir tres principios:

  • Prevenir accidentes que dañen el medioambiente
  • Máxima reparación posible del daño en caso de que se produzca
  • Pago del coste de la reparación por parte de las empresas infractoras
 

Empresas afectadas por la Ley de Responsabilidad Medioambiental

 

La sostenibilidad es un principio básico que tratan de alcanzar las empresas. Lo pueden hacer por una cuestión de compromiso o filosofía. Pero lo cierto es que no todas están obligadas por la Ley. 

La Ley de Responsabilidad Medioambiental afecta únicamente a empresas cuya actividad económica puede alterar el ecosistema o el medioambiente en general.

Por eso, las empresas que deberán cumplir con los criterios de responsabilidad medioambiental son:

  • Empresas que lanzan vertidos de cualquier tipo
  • Empresas de gestión de residuos
  • Empresas fabricantes o usuarias de sustancias peligrosas o dañinas para el medioambiente
  • Empresas de transporte de mercancías peligrosas
  • Empresas biológicas que estén en contacto con microorganismos modificados
  • Empresas eléctricas con instalaciones de combustión superiores a 50 MW
  • Empresas explotadoras de carbono
  • Empresas que se dediquen a la industria de extracción

 

Cómo evitar conflictos derivados de responsabilidad medioambiental

 

Las empresas que por su actividad contraen riesgos que podrían afectar al medioambiente deben contar con un plan de contingencia en caso de emergencia. Deben tener establecidos una serie de protocolos que marquen los pasos a seguir en el momento en el que se detecta algún tipo de conflicto en materia medioambiental. Y, entre ellos, debe estar avisar a las autoridades del hecho en cuestión.

Otra fórmula para evitar el impacto negativo que podría tener una acción medioambiental es contar con un seguro para pymes con cobertura de responsabilidad civil. Si se han ocasionado daños a terceros la aseguradora defenderá bajo esta cobertura a la empresa.